Diputado Carmona: “Después de estos últimos cuatro años Chile es mejor, Chile es distinto”

Lautaro

El diputado Lautaro Carmona, sub jefe de la bancada del Partido Comunista, dio su último discurso ante la Cámara de Diputados, donde destacó los pasos históricos que se dieron en la gestión 2014-2018.

Cabe recordar que el diputado Lautaro Carmona fue uno de los 3 diputados que rompieron con la exclusión política –junto a Guillermo Teillier y Hugo Gutiérrez- en las elecciones parlamentarias del 2009, que terminó con los largos años del PC fuera del Congreso Nacional, donde tuvo participación hasta el Golpe de Estado.

En su último discurso en la Sala de la Cámara de Diputados, Lautaro Carmona destacó la importancia de la convergencia política para avanzar en la defensa de los derechos del pueblo de Chile, que se traduce hoy en una educación con gratuidad, en la desmunicipalización de la Educación, en una reforma tributaria y en avances en materia laboral. “Hemos servido con lealtad, con nuestras mejores capacidades y con la humildad de quien sabe que es parte de un proceso y ese aporte va a ser una contribución”, destacó en sus palabras que compartimos a continuación:

Discurso completo:

“Primero, nobleza obliga todos los reconocimientos. En primer lugar, para las trabajadoras y trabajadores y la gente sencilla de Atacama (…) siempre he sentido que la labor de un político, que tiene un compromiso desde una posición de izquierda, es defender los intereses de los trabajadores cualquiera sea el lugar donde se ubiquen y lo hago con mayor empatía y satisfacción con quienes están ubicados en nuestra región de Atacama”.

 

“Construimos un espacio que no había existido nunca en nuestro país, una articulación de convergencia unitaria que permitiera conquistar, y en este caso reconquistar el gobierno toda vez que dirigía el actual futuro presidente, desde esa perspectiva lograr sobre la base sobre una propuesta programática, no solo articular una mayoría en general sino en particular en temas que iban a cuestionar cuestiones sustantivas del modelo imperante, el modelo neoliberal, fundado bajo dictadura”.

 

“Vivimos en este caso los comunistas, con 105 años de historia, por tercera vez una experiencia en un gobierno del país, y a pocas horas que este concluya podemos decir con satisfacción que hemos servido con lealtad, con nuestras mejores capacidades y con la humildad de quien sabe que es parte de un proceso y ese aporte va a ser una contribución”.

 

“Valoramos indistintamente la diferencia, valoramos la experiencia construida en esta articulación entre cada uno de los partidos de la Nueva Mayoría, en particular relación del Partido Demócrata Cristiano o  con el Partido Demócrata Cristiano y el Partido Comunista”.

 

“Creo que lo que enseñó la vida es que si los móviles que construyen unidad sostienen elementos de beneficio de la sociedad y el pueblo habrá que saber ordenar las diferencias, y entendida la diferencia como cualidad y no como defecto. Ahí está una experiencia a la cual le damos alto valor y decimos claramente, después de estos últimos cuatro años, Chile es distinto, Chile es mejor, su ciudadanía está más empoderada de sus derechos y no se podrá volver atrás con tanta facilidad si algunos se lo propusieran”.

 

“Como las experiencias históricas no solo son cuando la conclusión es avance o éxito también así asumimos la última batalla electoral porque con satisfacción tomamos el desafío partidario que implicaba intentar romper la exclusión del Senado, de la cual va a completar medio siglo el Partido Comunista fuera, lo entendimos así y dimos esa batalla con los resultados conocidos por todos”.

 

“Vamos aportar, como cuando lo hiciéramos por primera vez por allá por el 96 o 97, un intento de acuerdo nacional para cambios democráticos”.

 

“Quisiera decir como última palabra que para la bancada del Partido Comunista, y para quien habla como parlamentario de ella, es de inmensa satisfacción el poder contar con una evaluación que significa, en la suma y en la resta, un país que ha avanzado, es más democrático, tiene más derechos y deja establecida la vara de cual es la continuidad y la obligación que tiene toda fuerza, que por sobre sus legítimos intereses partidarios, quiera mirar primero los intereses de la sociedad chilena y particularmente las trabajadoras y trabajadores”.